Portada

Poco alentador panorama para el sector agropecuario

Chihuahua, Chih.- Un presupuesto federal que no alienta la productividad ni competitividad, limitada disposición de agua para irrigar cultivos, alzas de hasta el 70% en los precios de fertilizantes, políticas federales que excluye la producción comercial y hasta un pronóstico poco alentador de lluvias, es el panorama con el que inicia este año el sector agropecuario.

 

Lo anterior lo señaló  el presidente del Consejo Estatal Agropecuario de Chihuahua, Alfonso Lechuga De la Peña, quien subrayó que el sector vive la inercia inflacionaria del 2021, que impacto en aumentos a los productos del campo y al cambio de los hábitos de consumo de la población.

 

Precisó que, como la mayoría de la población sigue teniendo los mismos ingresos, ahora deja de comprar los productos que más aumentaron de precio y los cambia por otros más baratos.

 

Lechuga De la Peña, apunto que el 2022 se ve con claro oscuros para el sector agropecuario, aun y cuando el 2020 y 2021, habrían sido positivos en lo general, ya que es el único que creció en los años de pandemia, aunque sea de manera marginal, entre 1 a 1.7 por ciento.

 

Aun así, se puede ver que siguió creciendo y obtuvo un a balanza positiva, con un superávit ya que el valor de la exportación fue mayor a lo importado, lo que coloca al sector en una perspectiva general positiva.

 

Detalló que, en los puntos oscuros con los que inicia el año el sector agropecuario, se tiene el tema climatológico, que es algo impredecible, algo que se percibe durante el presente invierno, que no ha sido tan crudo como se esperaba y está a la baja en comparación con el año pasado con las llamadas horas frío, tan necesarias para los cultivos perennes que son de los principales del estado como es el nogal, manzana y durazno.

Agregó que, los pronósticos de lluvia no son tan buenos para el 2022 y por eso la Comisión Nacional del Agua, no otorgó una mayor disponibilidad de agua para los distritos de riego, más allá del 40 por ciento, aunque dijeron que van a hacer sus revisiones conforme se desarrolle el ciclo.

Alfonso Lechuga apuntó que esto es siempre un riesgo latente para el sector, el factor clima, y hoy se inició con un pronóstico nada alentador.

El presidente del CEACH, agregó que este año con un presupuesto federal que no alienta la productividad ni competitividad del sector, ya que siguen siendo primordiales las entregas directas al pequeño productor con los programas federales de asistencialismo.

Si bien son para un sector que los necesita como es el pequeño productor, se dejan de lado todos los proyectos importantes de tecnificación, valor agregado, agricultura comercial, lo cual es también importante.

Alfonso Lechuga enfatizó que en cuestión presupuestaria se pone en cuesta arriba al sector agropecuario.

Otra señal negativa, es que se inicia con una inercia del 2021 con una espiral inflacionaria que continuará durante los próximos meses, detonada por las alzas en los energéticos, principalmente, electricidad y combustibles.

Precisó que hubo también incrementos en los diversos insumos de producción, en donde el costo de los fertilizantes llegó a niveles del 50 al 70 por ciento mayor.

Auguró que va a continuar este efecto en los próximos meses, con lo que se va a seguir presionando un alza en los productos y eso llevara a que la gente modifique sus hábitos de consumo y alimentación, porque se sabe que los ingresos no van a la par de los ingresos.

Todo sube y la gente gana lo mismo y eso lleva a estirar lo más que se pueda y hacer más eficiente el gasto, lo cual se hace generalmente dejando de consumir los productos con mayor incremento y cambiarlo por algo más básico.

A eso se añade el que se inició el año con una nueva variante de coronavirus, cuando parecería que ya se veía la luz, aparece una nueva variante y hoy por hoy viene una incertidumbre de qué va a suceder y eso no descarta que en unos meses llegue otra variante.

Estas nuevas variantes, indudablemente impacta en cuestiones de productividad y en la cadena de suministro, porque se tiene mucho personal contagiando, se cierra y se demanda más servicios de salud.

Lo claro, es que la gente sigue demandando productos y es la parte positiva, que siempre el productor, y sobre todo el estado que se caracteriza de producir bien, frente a las adversidades, y eso nos lleva a no solo ver el aspecto negativo de las cosas y echar las cosas para adelante.

Sobre todo, no perder de vista que cada administración en el gobierno, es una nueva oportunidad de corregir rumbos.

Finalmente, apuntó que es importante que el gobierno estatal brinde las condiciones, apoye y busque la ampliación de los presupuestos, además de que alienta la nueva administración estatal y municipal, que son echadas para adelante, por lo que se espera que motiven, escuchen y sean más sensibles y apoyen al sector en todos los sentidos.

Fuente: El Diario

Related Articles

Back to top button